Hoy.

Hoy, un sordo escucha atento cómo los pedazos de cristal que forman el alma de su anhelo se deshacen. Una mano los acaricia y los observa caer al abismo más vacío, desde unos ojos ciegos de amor opaco. Los placeres mundanos esperan a los hombres ciegos de fe, y atrapan a las mujeres florero. Las cicatrices se abren de nuevo dando paso a una profundidad insana. Rozan la locura los acordes de la mente y claman justicia a un vengador inexistente. La amargura de un grito congela la sangre del más bravo gladiador. Afuera todo es frío, la neblina asola el espíritu y hace temblar el corazón de un niño, que llora.

Comentarios

  1. Es placentero leer
    sobre un día así, aunque sea tan crudo.
    Primera petición: ¿Cómo describes un día más alegre?

    ResponderEliminar
  2. Ay, Azul, Azul, ¿qué sería de este sitio sin ti?

    ResponderEliminar
  3. ''Rozan la locura los acordes de la mente''

    Buá ! :O

    ResponderEliminar
  4. Como ves voy un poco a oleadas leyéndote, pero no dudes que voy a seguir por aquí (mientras tú continúes, así que no puedes dejarlo).
    Me gusta estar aquí, siempre me siento bien.
    Por cierto, sería un honor que me visitaras:azultransparente.blogspot.es
    Un beso

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Instrucciones de uso

La pérdida

A "Joven y Bonita"